Frenando empleados problematicos

Empleados con actitud pueden generar caos en el trabajo.  No solo dejan de hacer su trabajo correctamente sino que también incitan a otros actuar de igual forma.  Este tipo de ‘guerra fría’ dejada al garete afecta la productividad y desmoraliza a los compañeros y expone la organización a riesgo legal.   Estas situaciones no se resuelven solas y requiere intervención pensada incluyendo diciplina.

Lo que pasa muchas veces es que no se ha manejado el asunto a tiempo y la conducta se exacerba. Aun en estas etapas y a pesar de exhibir este tipo de conducta,  los empleado son  frecuentemente receptivos al dialogo, coaching,   consejería y disciplina correctiva.

También hay otros  empleado que no responde a los mecanismos correctivos o responde negativamente; en cuyo caso puede que tenga ante sí un empleado problemático y es hora de considerar llamar a su abogado laboral…

Lea el artículo en su totalidad, incluyendo sobre 20 consideraciones para manejar esta conducta,  en el blog Tu  Coach Ejecutivo.

%d bloggers like this: