Alergia a perfumes no es una discapacidad bajo ADA

El 30 de noviembre de 2017 el Tribunal Federal para el Distrito de Puerto Rico desestimó una reclamación bajo la ley ADA (Ley de Derechos de Discapacitados) presentada por un trabajador que alegaba sufrir de una discapacidad; específicamente  una condición alérgica severa que se activaba por algunos perfumes y productos químicos.

En caso Jiménez-Jiménez v Casino del Sol, 15-1461 (SCC), el individuo trabajaba en un Casino como croupier o dealer en la mesa de dados.  Éste reclamaba que había solicitado acomodo razonable para sus ‘alergias’ y se le había denegado el mismo; razón por lo cual presentó una queja ante la Unidad Antidiscrimen, la EEOC (Comisión para la Igualdad de Oportunidades en el Empleo) y posteriormente una demanda en el Tribunal Federal para el Distrito de Puerto Rico.

En su demanda el trabajador alegó que no se le había brindado acomodo razonable; que se había discriminado contra él por su condición y que luego se había tomado represalias en su contra cuando intentó hacer valer sus derechos bajo la ley-  culminando en su despido constructivo.

El Tribunal determinó que el reclamante no había demostrado que fuese una persona discapacitada bajo la ley y que de serlo tampoco había presentado suficiente evidencia para demostrar cómo se pudiera haber provisto el acomodo que pretendía.

Si desea conocer más detalles del caso puede acudir al sitio web Fleminglex.com

Si desea conocer más sobre qué es una discapacidad cubierta bajo la Ley de Derechos de Discapacitados (ADA) presione aquí.

 

%d bloggers like this: